5 secretos para mejorar relación con los hijos

5 secretos para ser mejores padres

5 secretos para mejorar la relación con los hijos

Escrito por Axel Paulsen Gómez

Cuando tienes un hijo, este nace necesitando pertenecer al sistema familiar, aprendiendo tu idioma, tus creencias y buscando ser un “buen hijo”.

Ser un “buen hijo” es una intención con amor del niño hacia sus padres, sin embargo, esto lo lleva a repetir historias familiares, contraer enfermedades, compartir adicciones o relaciones tóxicas por lealtad inconsciente.

Se ve en los hijos, especialmente menores de edad, que por un amor ciego hacia los padres y una intención inmadura de querer salvarlos, llevan sus cargas por ellos.

Estas cargas ajenas se pueden manifestar en enfermedades físicas y psicológicas, adicciones, relaciones tormentosas y problemas con el estudio.

Siempre en una situación dada, existe un tomar y un dar, por lo tanto, si tu hijo toma tus problemas, es porque tú no te estás haciendo cargo de ellos y tú en tu inconsciencia y comodidad, prefieres que tu hijo se haga cargo por ti.

¿Esto significa que eres mala persona? Claro que no, estos desórdenes se producen mayormente de manera inconsciente y además considerando el factor de la necesidad biológica de adaptarse a distintos escenarios por instinto de sobrevivencia.

Mira los 5 secretos para mejorar la relación con los hijos:

  1. Toma tu lugar de hijo Antes de ser padre, en primer lugar fuiste hijo, y si ese lugar no está sanado, no tendrás un corazón disponible para ser pareja y menos para ser padre.
  2. Hazte cargo de lo tuyo Hay padres que usan a sus hijos para mandar recados a la pareja o los instan a hacer algo que ellos no se atreven a decir o hacer y se escudan con los hijos. Tú eres el protagonista de tu vida, tómala y muévete por estar mejor.
  3. Deja de usar a tu hijo como confidente o compañero Sin querer estás poniendo a tu hijo como un amigo o pareja. En definitiva él gana un amigo y pierde un padre.
  4. Tus hijos no son moneda de cambio Si tienes problemas con tu pareja, resuélvelos sin incluir a los hijos.
  5. El amor del hijo alcanza para todos En la medida que les pidas “exclusividad” de amor a tu hijo, estarás creando un conflicto de lealtades y posibles situaciones difíciles como bulimia.

Muchas veces pasan situaciones difíciles con los hijos y después de intentar salir adelante con varios métodos, no se avanza.

Las Constelaciones Familiares y Organizacionales generan insights en la persona, en donde internaliza una comprensión que la lleva a tener cambios de conducta respecto a sí mismo y a los demás, de manera orgánica y amorosa consigo misma.

Esto es poderoso, ya que es más importante la realidad percibida que la realidad “objetiva”.

No se trata de no ver la realidad, si no en cambio, comprender que una situación depende 10% de nuestro exterior y un 90% de nosotros mismos.

Comparte si te gustó!

Related Articles

Responses

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas